Recorrido histórico

En 1971 Aart Groeneveld crea el ‘Technisch Handelsbureau Groeneveld’, que importa sistemas automáticos de lubricación americanos. Pronto la cartera de productos se amplía con otros productos relacionados con los camiones, como secadores de aire, calefactores y aires acondicionados estacionarios, limitadores de velocidad y colectores de aire, que mejoran todos ellos la eficiencia y el confort del operador y del conductor.

En 1973 Henk Groeneveld se une a la empresa como comercial, pero pronto asume el mando de la gerencia de ventas. En 1974 la empresa se traslada a Hardinxveld-Giessendam mientras que el nombre cambia a "Groeneveld Transport Efficiency".

En 1982 Henk Groeneveld es nombrado director gerente. En 1990 este adquiere las participaciones de su hermano, convirtiéndose así en el único accionista de la compañía.

La década de los ochenta supone el inicio de la internacionalización con la primera filial en el extranjero, que se establece en Francia en 1985.

En 1987 la empresa se traslada a las nuevas instalaciones de Gorinchem, que aún siguen siendo la sede de la oficina central.

En los ochenta Groeneveld también inicia sus propias operaciones de fabricación en Italia.

En 1991 la facturación alcanza un nivel de 50 millones de florines (22,5 millones de euros).

La década de los noventa supone una mayor internacionalización de la empresa, que abre filiales en Reino Unido, Estados Unidos, Bélgica, Polonia, Australia, Nueva Zelanda, Alemania y Sudáfrica...   

En 1990 la empresa aumenta sus actividades con el desarrollo y venta de ordenadores de a bordo para el mundo del transporte y la logística. Esta actividad evoluciona hasta convertirse en Groeneveld Information Technology, que constituye los cimientos de la actual Groeneveld ICT Solutions.

En 1991 se inaugura una nueva fábrica en Valmadrera, cerca del lago Como (I).

En 1996 se presentan los sistemas de seguridad Greensight desarrollados en Israel.

Con el cambio de siglo la empresa alcanza una facturación de 66,6 millones de euros.

En 2006 se inaugura una nueva y mayor fábrica en Cassago-Brianza. 

Tras haber alcanzado una facturación récord de 100 millones de euros y unos sólidos beneficios del 10 % después de los impuestos en 2007, Groeneveld también se enfrenta a los efectos de la crisis financiera global. En los años posteriores, la empresa demuestra su resilencia y su sólida gestión financiera y en 2010 presenta de nuevo un considerable aumento de las ventas y los beneficios.

En 2015 se da un nuevo paso con el autoprovisionamiento de labores de ensamblaje externalizadas, que comienza con las labores de subensamblaje y la producción de tubos en la planta de Valmadrera.

Con dos fuertes divisiones, Groeneveld Lubrication Solutions y Groeneveld ICT Solutions, y dos vanguardistas fábricas en Italia, el grupo está bien preparado para seguir creciendo durante los años venideros.

Usamos las cookies necesarias para garantizar un funcionamiento correcto de nuestro sitio web. Ade-más de estas cookies elementales, también usamos cookies para recoger estadísticas que nos permiten optimizar nuestro sitio web. Entre estas cookies están las de Google Tag Manager (para proporcionar contenidos basados en un recorrido determinado), Google Analytics (entre otros fines, para controlar el número total de visitas) y Hotjar (para analizar el comportamiento de los visitantes en una página individual). Lo hacemos con el objetivo de ofrecerle la mejor experiencia posible y proporcionarle la in-formación correcta.